POLLO AL AJILLO DE BERNA

 

 

Tenía esta receta apuntada en uno de mis antiguos cuadernos y se me habia olvidado por completo aunque en su día la hacía frecuentemente. Está cogida de Mundorecetas y se trata de un “plato de la abuela”, los mejores, más sabrosos, fáciles y baratos. Hice alguna variación sin importancia.

Ingredientes:


Un pollo de corral partido en trozos pequeños.  
3 cabezas de ajo  
1 limón  
perejil, laurel, sal  
½ vaso de vino blanco

½ vaso de agua 

Se cubre (un poquito más que cubrir) el fondo de la sartén con aceite de oliva, y se pone a freír el pollo con todos los ajos menos tres dientes y dos hojitas de laurel. Los ajos sin pelar pero hacer una rajita vertical en cada uno para que no salten. Se sala.


Se fríe lento al principio, que vaya como confitándose.


Cuándo esté un poquito hecho se sube el fuego para que el pollo se dore. Una vez dorado se retiran el pollo, el laurel y los ajos y se ponen en una cazuela.


Aparte en un mortero se machacan los ajos 3 ajos que hemos reservado y el perejil. Una vez machacados se echa el vino, el zumo del limón y el agua. Se vuelca en la sartén con el aceite de freir el pollo y a fuego medio se reduce hasta que espese un poco.

Se vierte sobre el pollo en la cazuela, se da un hervor suavemente para que no se queme el pollo, se pone en una bandeja y se sirve.

Haced acopio de pan porque la salsa es de esas de “toma pan y moja.”

Fuente:

http://recetas.mundorecetas.com