QUICHE DE ESPINACAS CON PASAS

Siguenos en redes sociales:

Una tarta salada de las que tanto me gustan porque te resuelven un apuro. Es fácil de hacer y barata. Admite congelación y puede hacerse el día anterior. Tomar caliente o templada.


alt

Necesitamos para 4 personas

1 paquete de hojaldre o pasta brisa

400 grs. espinacas

2 huevos

150 ml. leche evaporada

100 grs. queso fresco

30 grs. uvas pasas

1 pizca de nuez moscada molida

1 pizca de canela molida

Aceite de oliva, sal, pimienta

Tomate frito al gusto

alt


Modo de hacerlo

Encender el horno a 200º.

Forrar un molde redondo con el hojaldre o pasta brisa remetiendo los bordes. No quitar el papel pero recortar lo que sobresale. Pinchar con un tenedor varias veces. Cubrir con papel de aluminio y hornear hasta que la pasta esté un poco dorada. Reservar.

Lavar las espinacas, escurrir bien y trocearlas

Cortar el queso fresco en dados

Batir bien los huevos, añadir la leche, la canela y la nuez moscada. Salpimentar e integrar bien todos los ingredientes.

Añadir las espinacas, las pasas y mezclar bien.


alt


Verter sobre la pasta horneada y hornear a 180º, hasta que esté cuajada y dorada.

Siguenos en redes sociales:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Te gusta mi blog? Compártelo por la red ;)