COSTILLAS DE CERDO ADOBADAS Y AL HORNO

COSTILLAS DE CERDO ADOBADAS Y AL HORNO

Llevo un tiempo mu vaga y mu perra para esto de la cocina: no me apetece hacer nada. Este mes de marzo está siendo bastante malo en algunas cosas personales. Pero al mismo tiempo, como soy también mu cabezota para otras cosas y juré que no volvía a ningún restaurante mientras no dejaran fumar, pues lo que pasa es que todos los sábados y domingos tengo gente a comer en casa. Así que no tengo más remedio que cocinar y el horno, invento maravilloso dónde los haya, me resuelve la mitad del asunto.

En este caso se trata de costillas de cerdo al horno, acompañadas con patatas al horno tb.

Ingredientes:

2 kgs. de costillas de cerdo de buena calidad (imprescindible).

Patatas para asar

1 bolsa para asar en el horno de tamaño suficiente

Adobo:

Sal, romero molido,  2 palos de canela, cominos, pimienta blanca molida, nuez moscada molida, y cabeza de ajos, 2 cucharadas de aceite, chorrito de coñac o jerez, lo que más rabia o de.

El dia anterior poner en una fuente las costillas troceadas, quitándoles los excesos de grasa.

En un bol mezclar todos los ingredientes del adobo, embadurnar las costillas, cubrir con papel film y dejar en el frigorífico.

Al dia siguiente encender el horno a 200ª.

Introducir las costillas en la bolsa de asar, cerrarla bien y ponerla en una fuente de horno, junto con las patatas limpias y sin pelar (echarle un poco de sal).

Hornear unos 45/50 minutos.

Servir las costillas con las patatas, una ensalada verde,  unos aperitivos, algo de postre y ya está.

Depués, todo al lavaplatos, el horno estará limpio porque se ha usado una bolsa de asar, y aun estaremos descansadas para la sobremesa y/o lo que se tercie.

Más fácil, y barato, imposible.

Por cierto, si os sobran costillas, admiten congelación.